Palacio Doria Pamphilj

Duración 3 horas.
Auriculares obligatorios para los grupos.
Reservar >

Visita Palacio Doria Pamphilj

La visita guiada al Palacio Doria Pamphilij comienza en el corazón de Roma, en la Via del Corso, a unos cientos de metros de la Piazza Venezia.
El edificio que vamos a visitar se remonta a Giovanni Fazio Santorio (o Santoro), cardenal de Santa Sabina, quien entre 1505 y 1507 se hizo construir una casa destacada entre la Via Lata y el Colegio Romano. Se desarrollaba alrededor de un patio quadrangular.

En 1508 el cardenal se vio obligado por el Papa Julio II della Rovere (1503-1513) a donar el edificio a su sobrino, Francesco Maria della Rovere, duque de Urbino desde 1508. Nombrado Prefecto de Roma y Capitán General de la Iglesia, el duque tomó la residencia en Roma con su esposa, Eleonora Gonzaga. Como heredero de Francesco Maria, su hijo Guidobaldo II heredó los cargos públicos, transmitiéndolos a su hijo Francesco Maria II, esposo de Lucrecia d’Este. Este último dejará el palacio a su tío, el cardenal Giulio della Rovere.
Pietro Aldobrandini (1571-1621), cardenal desde 1593, compró el complejo el 6 de octubre de 1601. El edificio fue valorado por su arquitecto, Giacomo della Porta, en 40.000 escudos, pero fue pagado 5000 escudos menos, en virtud de su condición política. De 1601 a 1647, los Aldobrandini trabajan allí continuamente. Hasta la muerte del cardenal Pietro (1621), el arquitecto del edificio fue Giovanni Antonio de Pomis, que sucedió a Giovanni Pietro Moraldi, quien completó el trabajo entre 1646 y 1648. A la muerte del cardenal Ippolito Aldobrandini la única heredera fue Olimpia junior (1638), que en 1647 se casó con Camillo Pamphilj, sobrino del Papa Inocencio X.
Las obras iniciadas por los Aldobrandini continuaron bajo los Pamphilj, también afectando la parte trasera del edificio (1653). El Apartamento de Representancia (abierto al público desde 1996) estaba formado por salones juntos con antecámaras y adyacentes a cuartos de estar.
A la muerte de Camilo (1666), su esposa Olimpia y sus hijos Benedetto y Giovan Battista continuaron el trabajo, manteniendo como arquitecto a Antonio del Grande. Desde la muerte de Inocencio X, los Pamphilj prefirieron residir en el palacio en via del Corso, en vez de la vivienda de Plaza Navona, como demuestra lo concedido a Camillo Pamphili por Alejandro VII Chigi (el 16 de noviembre de 1657): “el derecho a poder vivir, por toda su vida, junto con su esposa y su familia, fuera del palacio de Piazza Navona, sin incurrir en ningún castigo “. El 10 de septiembre de 1666 Alejandro VII renovó la concesión a Giovan Battista Pamphilij, el hijo mayor de Camillo.

visita_palazzo_doria_pamphilj_roma

 

A la muerte sin herederos de Girolamo Pamphilj en 1760 (el único hijo Benedicto murió sin hijos en 1750), comenzaron las luchas para la sucesión entre los Borghese y los Doria. Los primeros, gracias al primer matrimonio de Olimpia Aldobrandini con Paolo Borghese; los segundos, por las bodas, que tuvieron lugar en 1671, entre Anna Pamphilij, nacida del segundo matrimonio de Olimpia con Camillo mayor, y el patricio genovés Giovanni Andrea III Doria. Después de la victoria, los Doria se vieron obligados a venir a Roma del Estado Pontificio y residir en la vivienda asignada. El primero en tomar la residencia en Roma será Giovanni Andrea IV, pero sólo a su hijo Andrea IV se concederá, en 1765, unir a su propio nombre el nombre de Pamphilij. Hubo otros cambios arquitectónicos.
La Galería Pamphili, el objeto principal de la visita guiada a la Villa, se halla en el Palacio del mismo nombre y alberga un gran número de obras maestras del siglo XVII (obras de Caravaggio, Annibale Carracci, Guido Reni, Guercino, Jan Bruegel, Jusepe Ribera, Velázquez, Claudio de Lorena, Gaspard Dughet) y piezas renacentistas significativas (Tiziano, Rafael, Garofalo, Lorenzo Lotto, Pieter Bruegel, Correggio, Parmigianino). Las pinturas más famosas: La Magdalena Penitente (Caravaggio); Paisaje con la huida a Egipto (Annibale Carracci); Retrato doble (Rafael) son sólo unas pocas obras de la vasta colección hospedada en el interior del Palacio.
Las pinturas están flanqueadas por bustos de mármol (algunos de Alessandro Algardi y Gian Lorenzo Bernini) y un núcleo importante de esculturas antiguas de la edad arcaica al período helenístico, todos parte del itinerario de la visita al palacio.